Claudio Rodríguez

Hoy necesito el cielo más que nunca.
No que me salve, sí que me acompañe.

pantalla de cielo.jpg

Como si nunca hubiera sido mía
dad al aire mi voz y que en el aire
sea de todos y lo sepan todos.

Cuando todo se vaya, cuando yo me haya ido
quedará esta mirada
que pidió, y dio, sin tiempo.

...Esas calles (...) de hundida proa (...) de raída arrogancia (...)
donde la adulación color lagarto,
junto con la avaricia olor a incienso
me eran como enemigos... de nacimiento...

 

Vi la decrepitud, el mimbre negro.

De aquella tierra donde el sol madura

lo que no dura.
 

Siempre la claridad viene del cielo,
es un don.

¡Que mi estrella no sea la que más resplandezca
sino la más lejana!